Ordenación y agrupación

Posted on agosto 3, 2012 por

0


Uno de mis profesores memorables, Manuel Delanda, decía en clase que la ciudad es un mecanismo de ordenación.  En inglés es más fáil decirlo sorting implica ordenar y agrupar las cosas o personas o lugares.  Se habla tanto de hacer a la ciudad objeto de nuestro orden impuesto que se nos olvida cuantas veces es ella la que nos categoriza y enlaza o separa.

Ahora que transcurren las olimpiadas y se habla tanto del estado del deporte en nuestro país, surge la idea de que esto tiene que ver con cuánto le permitimos a nuestras ciudades ser seleccionadoras de atletas.  Lewis Mumford ha dicho en su libro “La Ciudad en la Historia” que de las ciudadesa surgió la guerra organizada.  Mas allá de echar esa culpa, se puede pensar que la capacidad de los hombres de usar herramientas para atacar a sus semejantes, como en el principio de Odisea 20001, progresivamente hizo necesaria la vida en sociedades cadaa vez más próximas, para hacer de la unión la fuerza.

De allí que la ciudad es también un medio para separar el elemento más valioso en toda localidad o comunidad: el talento de sus habitantes.  En la mayoría de los países, las escuelas de la ciudad y el campo son los lugares dónde se desarrollan las ligas deportivas que comienzan a separar a los que tienen habilidad innata y a darle el entrenamiento y horas de práctica de su deporte que necesitan para cultivar sus habilidades.  A los que destacan se les va encaminando a programas especializados de deportes, muchos de los cuales se radican en grandes ciudades.  Hasta que no tengamos estos programas encaminados desde las escuelas, no podremos cosechar el máximo potencial de nuestros atletas.  Lo mismo se puede decir de los artistas plásticos o de artes de representación y de muchas otras disciplinas especializadas cuyo desarrollo es en etapas tempranas de la vida.

En ciudad de Panamá hay pocos espacios públicos donde practicar la recreación pasiva del paseante o activa del niño que juega, ni hablar del espacio para el deporte organizado.

La ciudad no solo tiene un déficit espacios destinados a la comunidad y la vida pública, sino también de lotes privados dedicados a actividades diversas más allá de la vivienda.  Esto resulta en que el centro se congestione con el tráfico de las personas de la periferia que buscan estos servicios y equipamientos en el centro.

Sin embargo es agradable ver que los espacios públicos existentes se utilizan cada vez con mayor intensidad.

Anuncios
Posted in: Uncategorized